LA PROFECIA DE LOS PAPAS

"Nada en nuestra experiencia es tan bello como lo misterioso. De ahí
nacen el arte y la ciencia verdaderos."— Albert Einstein






Una famosa profecía relativa a la sucesión papal ha
sido atribuida con frecuencia, erróneamente, a San
Malaquías de Irlanda, que vivió de 1095 a 1148 y alcanzó
fama por sus dotes proféticas.
La predicción, en realidad una falsificación publicada
en 1595, consiste en una serie de breves semblanzas
—frases de dos o tres palabras en latín— de 111
papas, en el orden en que habían de sucederse desde
1143 hasta el supuesto fin del papado. Las hay confusas,
pero otras son asombrosamente precisas, como
las siguientes:
• Montiutn custos ("Guardián de los montes"):
Alejandro VII (1655-67) tenía corno blasón familiar
tres montes con una estrella encima.
• Rasa Umbriae ("La rosa de Umbría"):
Clemente XIII (1758-69) ejerció su ministerio en
Umbría antes de llegar a papa; el emblema de
Umbría es una rosa.
• Ursus velox ("Oso veloz"): Clemente XIV
(1769-74) tenía en su escudo la imagen de un oso
corriendo.
• Peregrinus apostolicus ("Peregrino
apostólico"): Pío VI (1775-99) pasó los últimos
años de su vida huyendo de las consecuencias
políticas de la Revolución Francesa.
• De balneis Etruria ("De los baños de Etruria"):
Gregorio XVI (1831-46) tuvo cargos en Etruria
antes de su elección.
• Religio depopulata ("La religión asolada"): el
papa a quien corresponde, siguiendo el orden de la
profecía, es Benedicto XV (1914-22), cuyo
pontificado abarcó la Primera Guerra Mundial y la
subsiguiente epidemia mundial de gripe.
• Pastor angelicus ("Pastor angélico"): Pío XII
(1939-58) fue un devoto estudioso de Santo Tomás
de Aquino, conocido tradicionalmente como Doctor
Angélico.
• Pastor et nauta ("Pastor y navegante"): Juan
XXIII (1958-63) fue el "pastor y navegante" del
concilio Vaticano II.
• Flos florum ("Flor de las flores"): Paulo VI
(1963-78) tenía como escudo la flor de lis.
La profecía sólo describía a cuatro papas más después
de Paulo VI. De medietate lunae ("De la media
luna" o "De en medio de la luna") se refería a Juan
Pablo 1, que fue elegido papa el 26 de agosto de 1978
y murió 33 días después, el 28 de septiembre, aproximadamente
en la mitad del mes lunar comprendido
entre las lunas llenas del 16 de septiembre y el 16 de
octubre. A su sucesor, Juan Pablo 11 (1978- ), le corresponde
De labore solis ("Del trabajo del Sol"), cuyo
sentido no parece claro hasta ahora. Los dos papas
restantes son designados como De gloria olivae ("La
gloria del olivo") y Petrus Romanus ("Pedro de Roma").
Tras el reinado del último papa, o quizá durante
él, Roma será destruida y sobrevendrá el día del
Juicio Final. (Joe Fisher, Predictions, págs. 36-39; David
Wallechinsky e Irving Wallace, The People's Almanue,
pág. 12)



No hay comentarios:

Publicar un comentario