SALTEN AL AQUÍ Y AHORA -

Resultado de imagen para paisajes deslumbrantes
La verdad es, necesariamente, fragmentada. La verdad es tan infinita, que con una mente finita nunca podrás abarcarla totalmente. Y, si insistes en intentar alcanzar la totalidad, perderás la cabeza, trascenderás tu, mente. Pero si creas un sistema, nunca perderás la cabeza, porque tu mente rellenará todos los huecos. El sistema resulta claro y preciso; resulta impresionante, racional, comprensible -pero nunca más que eso-. Y necesitas algo más: la fuerza, la energía para transformarte. Sin embargo, esa fuerza sólo vendrá en destellos, en fragmentos.
La mente crea tantos sistemas, tanto método. Lucubra, "Si abandono la vida que estoy llevando, encontraré algo más profundo". Esto es absurdo. Sin embargo, la mente prosigue, creyendo que en algún lugar del Tibet, en algún lugar en Meru Pravat, en alguna parte, “la cosa” está ocurriendo. El corazón se ve en un conflicto: ¿Cómo llegar allí? ¿Cómo establecer contacto con los maestros que trabajan allí? La mente siempre busca algo en alguna otra parte; nunca busca algo de aquí y de ahora. La mente nunca está aquí. Y cada teoría atrae gente: "¡La cosa está pasando ahora mismo, en el Monte Meru! Ve allá, toma contacto con los maestros del lugar, y te verás transformado".
No te dejes engañar por estas cosas. Aún si existe alguna base real, no corras tras ellas. Alguien puede estarte diciendo algo que es cierto, pero el motivo por el que te sientes atraído está equivocado. Lo verdadero, lo real, está aquí ahora; se encuentra contigo ahora. Limítate a trabajar en ti. Aun cuando uno haya ido a todos los Montes Meru, deberá regresar a estar consigo mismo. Finalmente, uno encuentra que el Monte Meru está aquí, que el Tibet está aquí: Aquí, en mi interior. Y he estado vagando, y vagando, por todos lados..."
Mientras más racional sea un sistema, más se desmorona, y entonces es necesario agregar algo irracional. Sin embargo, apenas agregas el elemento irracional, la mente comienza a hacerse astillas. Así es que no se preocupen de los sistemas. Simplemente, salten al aquí y al ahora.
OSHO

No hay comentarios:

Publicar un comentario