CASOS CONOCIDOS DE REENCARNACIÓN





¿A quién no le ha ocurrido en alguna ocasión, qué frente a una imagen, situación o paisaje desconocidos, se ha sentido desconcertado y ha pensado: “esto ya lo he vivido yo anteriormente”?. Y sin embargo, nunca habíamos estado en ese lugar, ni siquiera teníamos noticias de él. Nuestra alma ó espiritu es energia y la energia nunca se destruye, solo se transforma, he aqui algunos ejemplos sorprendentes, ¿cual te parece mas interesante?.

1. Cameron Macaulay … Extrañando a la familia



Resultado de imagen para cameron macaulay

La mamá de Cameron, Norma, de 42 años, dijo que un día el niño comenzó a contar historias de su infancia en la Isla de Barra. Habló de sus antiguos padres, cómo murió su papá, y sobre sus hermanos y hermanas de su vida anterior. También dijo que su “antigua mamá” era la de su vida anterior. Cameron cree que él tiene una vida anterior y le preocupa que su familia lo extrañe. Norma cuenta, “Él se queja de que en nuestra casa hay sólo un baño, mientras que en Barra ellos tenían tres. Suele llorar por su mamá, dice que ella lo debe extrañar y quiere que su familia en Barra sepa que él está bien. Cameron se siente muy triste, no deja de hablar de a dónde fueron, qué hicieron y cómo veía aterrizar los aviones en la playa desde la ventana de su habitación”. Cameron incluso dijo que su papá se llamaba Shane Robertson, y que murió porque “No miró para los dos lados”. (Probablemente quiera decir que su padre fue atropellado por un auto


Resultado de imagen para CASOS CONOCIDOS DE REENCARNACIÓN


Resultado de imagen para CASOS CONOCIDOS DE REENCARNACIÓN

2.Es el caso de una niña de la India quien recordaba haber sido asesinada en su vida anterior; en el mismo barrio donde vivía al momento de la entrevista, por el hombre que había sido su esposo para quedarse con la amante. Tan detalladas eran sus memorias y con datos tan precisos, que los padres de la niña ubicaron la casa y finalmente denunciaron el caso a la policía; la cual investigó con base en los hechos narrados por la niña y efectivamente se comprobó que en la casa señalada por la menor vivía un hombre quien confesó haber dado muerte a su esposa. Finalmente este hombre fue llevado a la cárcel y todo basándose en los recuerdos de una persona reencarnada

3. Munna… continuando su vida truncada

7 casos sobre reencarnación
El 19 de enero de 1951 Munna, un pequeño de seis años, juega delante de la tienda de su padre, peluquero de Kannauj, una importante ciudad del norte de la India. Dos desconocidos aparecen repentinamente y sin que nadie los observe raptan al niño. Al constatar su ausencia el padre, Sri Jageshwar Prasad, se inquieta. Hace buscar a Munna y algunas horas más tarde encuentran el cadáver del pequeño degollado a la orilla de un río. Muy pronto dos hombres son detenidos y uno de ellos confiesa el crimen, pero luego se retracta. Como no se logra encontrar ninguna prueba formal de su culpabilidad, la policía decide soltarlos. La familia de Munna queda desamparada y la madre sufre graves problemas nerviosos.
Seis meses después de la muerte de Munna, nace en otro barrio de Kannauj, Shankar, hijo de Sri Babu Ram Gupta. Apenas aprende sus primera palabras el niño muestra un comportamiento extraño. A los dos años habla de su “otra casa” a la que le gustaría volver. Quiere ver a sus “otros padres” y no cesa de reclamar unos juguetes que describe con mucha precisión y que nunca tuvo.
En ocasiones Shankar es presa de grandes temores, y cuenta como en su “otra vida” dos hombres lo degollaron. Desde su nacimiento el chico tiene bajo el mentón, a lo ancho del cuello, una marca misteriosa que parece ser una larga cicatriz. Esto llega a oídos de Jageshwar: turbado, quiere conocer a Shankar; pero el padre de éste, Babu Ram, se opone a ello. El asunto comienza a inquietarlo y teme que le puedan quitar a su hijo. Jageshwar insiste y el 30 de julio de 1955 logra conocer a Shankar y a su madre. El niño que acaba de cumplir cuatro años reconoce a Jageshwar y se lanza a sus brazos


Resultado de imagen para . Ismail Altinklish

4. Ismail Altinklish… de regreso a casa

En 1956, nació en Turquía un niño llamado Ismail Altinklish, que desde muy niño decía haber sido, en una vida anterior, un jardinero de Adana de nombre Abeit Suzulmus, asesinado de un golpe en la cabeza. El niño presentaba una cicatriz en la cabeza, en el mismo lugar donde aseguraba que Suzulmus había sido golpeado, y exhibía ante su familia toda un serie de detalles sobre su anterior existencia.
Abeit Suzulmus, que vivió en la región de Bahcheche, junto a su mujer Sahida y sus dos hijos, había sido asesinado por varios empleados suyos que le aplastaron la cabeza con una barra de hierro. Desde siempre, el niño Ismail Altinklish, pedía a sus padres el poder visitar la casa de su anterior encarnación, hasta que finalmente lo consiguió.


Con esos y otros datos, y convencida de que ella era en realidad esa mujer, emprendió la búsqueda de su anterior familia y la halló en la pequeña localidad de Malahide, donde pudo confirmar que Sutton había existido realmente y falleció en el hospital de Rotunda de Dúblin el 24 de octubre de 1932, veintiún años antes de que Jenny naciera. Algunos de los hijos de Mary Sutton, ya muy mayores, reconocieron en Jenny a su madre reencarnada, mientras que otros creyeron que su madre la utilizaba para comunicarse con ellos.

http://saikumisterios.blogspot.com.ar/



































Nikola Tesla El genio al que le robaron la luz



Resultado de imagen para Nikola Tesla

La figura de Nikola Tesla fue tan intrincada y compleja como sus inventos.
Muchos de sus estudios y planteamientos no pueden entenderse sin conocer su historia, su personalidad y trastornos, sus viajes, su época y a sus coetáneos.
Eso es lo que aquí se recoge.
No se trata de un recorrido por su prolífico trabajo, sino de un profundo viaje a su extraordinaria mente.
Casi cualquier texto documentado que se ha escrito sobre Tesla destaca el olvido tan injusto que sufrió en vida y la falta de reconocimiento que recibe aún hoy por la mayoría de su inventos, incluso de los cientos que le son reconocidos en sus patentes.
Por eso la publicación de esta biografía de Nikola Tesla no podría ser más oportuna y acertada. Esperada y necesaria, alimenta esa sensación de que poco a poco el mundo
comienza a reconocer la figura de tan genial inventor, que en muchas ocasiones se anticipó a un tiempo que él mismo estaba haciendo progresar.
La historia de Tesla trata de una fascinante transformación, de cómo el mundo pasó a sustentarse en la tecnología.
Y sobre todo es una lección. De cómo muchos grandes avances de los que disfrutamos hoy, casi sin apreciarlos, surgen de un pequeño número de mentes geniales, curiosas, sacrificadas y trabajadoras —muchas veces diferentes— que las sociedades, lejos de olvidar, deben cuidar como regalos valiosos que, de vez en cuando, dan un buen impulso a nuestro avance como civilización.
Una reciente exposicion sobre los inventos de Nikola Tesla se referia a el como “el genio que ilumino el mundo”. Es cierto: a el le debemos que una habitacion a oscuras se llene de luz con sólo pulsar un interruptor, aunque se encuentre a cientos de kilómetros de donde se produce la electricidad.
Genio asombroso, visionario e inteligente como pocos, Tesla fue sin embargo un personaje misterioso, oscuro y controvertido.
A lo largo de su vida como inventor hizo posible ingenios tales como las transmisiones inalámbricas que dieron lugar a la radio, las bobinas para el generador eléctrico de corriente alterna, el motor eléctrico de inducción, el alternador, el control remoto…
Sin embargo, la personalidad de Tesla, cándida y llena de ideales, obsesiones y trastornos —la misma genialidad que impulsaba su enorme talento y su inagotable capacidad de trabajo—, propició que otros se aprovecharan de su esfuerzo y le privó de obtener beneficio de sus creaciones hasta el punto de acabar arruinado y viviendo de créditos que era incapaz de pagar.
Hoy muchos de quienes se interesan por la figura de Tesla descubren cómo fue robado y maltratado por supuestos respetables de la época —como Edison, Westinghouse  o  J. P. Morgan.
 La época más productiva de Tesla —y dolorosa en varios aspectos— comenzó en 1884 cuando, después de estudiar ingeniería mecánica y eléctrica en Austria y física en Checoslovaquia y de trabajar en varias compañías eléctricas y telefónicas de Europa, llegó a Nueva York.
 Tenía veintiocho años, unos pocos centavos y una carta de recomendación para Thomas Edison escrita por uno de sus socios que decia: “Querido Edison: conozco a dos grandes hombres y usted es uno de ellos. El otro es este joven”.
Edison contrató a Tesla con el fin de que mejorara los diseños de sus generadores de corriente continua, que era el sistema eléctrico que estaba comenzando a utilizarse de forma general para iluminar Nueva York y otras ciudades del país. Pero en aquella época Tesla estaba más interesado en el estudio de la corriente alterna, algo que Edison veía como competencia a sus instalaciones de corriente continua.
Durante el tiempo en que trabajó para Edison, Tesla le proporcionó diversas y lucrativas nuevas patentes. Cuando Tesla alcanzó sus objetivos, Edison se negó a pagarle la recompensa prometida de cincuenta mil dolares alegando que aquello habia sido “una broma americana”. Peor aun, se nego a subirle el sueldo a veinticinco dolares a la semana, lo que hizo que Tesla dimitiera, disgustado y decepcionado por el que hasta entonces había sido su héroe.
En 1887 la Western Union Company le proporcionó fondos con los que pudoVdedicarse a investigar y trabajar en el desarrollo de los componentes necesarios paraVgenerar y transportar corriente alterna a largas distancias. Esta tecnología es básicamente la misma que se utiliza hoy en todo el mundo.
En aquellos años George Westinghouse, inventor de los frenos de aire para losVtrenes y propietario de The Westinghouse Corporation, le compró a Tesla sus patentes para la manipulación de la energía eléctrica y le ofreció además el pago de royalties por la explotación de la energía eléctrica que se generase con sus inventos. Esto supuso un respiro económico para Tesla, quien pudo dedicarse al desarrollo de otros inventos en su propio laboratorio.
Durante la “guerra de las corrientes” por el monopolio de la distribucion deVelectricidad, Edison se encargó de desprestigiar la corriente alterna —conforme se ibaVimponiendo su uso—, argumentando que era peligrosa. Edison lo demostraba electrocutando públicamente perros, caballos y otros animales. De hecho fue Edison quien en 1903 propuso que la mejor forma de matar a la elefanta Topsy —que había causado la muerte de tres personas— era una fuerte descarga de corriente alterna. Hoy muchos consideran que Edison fue el verdadero inventor de la silla eléctrica.
En 1887 Westinghouse fue contratado para construir una central eléctrica en las cataratas del Niágara, donde se aplicó la tecnología de producción y transporte de electricidad alterna desarrollada por Tesla. Allí hoy se erige un monumento en honor de Tesla, en el lado canadiense de la construcción.
Pero debido al coste económico que había supuesto para Westinghouse la carrera en favor de la corriente alterna, le pidió a Tesla que renunciase a recibir los crecientes royalties a los que tenía derecho por la generación de electricidad. En un gesto magnánimo y torpe, Tesla accedió y rompió el contrato que le unía a Westinghouse como agradecimiento a quien le había apoyado tras el fiasco de Edison. Desde ese momento, los problemas económicos de Tesla se convertirían en una constante durante el resto de su vida.
Aquella aún no sería la última vez en que Tesla vería cómo otro se beneficiaba de su trabajo. En 1909 Marconi recibía el premio Nobel por el invento de la radio. El aparato con el que Marconi transmitió la primera señal de radio que cruzó el océano Atlántico en 1901 utilizaba hasta diecisiete patentes propiedad de Tesla, quien ya llevaba varios años probando la emisión y recepción de señales de radio y quien reclamó los derechos de la patente.
No fue hasta 1943, ya muerto Tesla, cuando la Corte Suprema de EE UU reconoció la prioridad de Tesla sobre la patente de la radio, la cual hoy mantiene.
En los años siguientes, Tesla se concentraría en la experimentación, especialmente en el campo de las ondas de radio y de las altas frecuencias. El trabajo con altas frecuencias permitió a Tesla desarrollar algunas de las primeras lámparas fluorescentes de neón. Por aquel entonces tomó también la primera fotografía en rayos X.
Pero estos inventos palidecían en comparación con lo que descubrió en noviembre de 1890, cuando consiguió iluminar un tubo de vacío sin cables, haciéndole llegar la energía a través del aire. Éste fue el comienzo de la gran obsesión de Tesla: la transmisión inalámbrica de energía.
La transmisión inalámbrica de energía, de forma funcional y práctica, es una de las grandes asignaturas pendientes de la tecnología moderna. Aún hoy es investigada por numerosos científicos, que en lo últimos años han presentado tímidos avances.
En 2007, varios investigadores del Instituto Tecnológico de Massachusetts lograban iluminar una bombilla de 60 vatios situada a unos pocos metros de la fuente eléctrica. Por supuesto, para lograrlo utilizaban las llamadas bobinas Tesla, que se utilizan para transmitir la electricidad sin hilos basándose en la resonancia, haciendo vibrar ambas bobinas, la emisora y la receptora, a la misma frecuencia. Quería transmitir energía de forma aérea, sin cables, aprovechando la conductividad de la ionosfera, la capa superior de la atmósfera.
 Su intención era distribuirla gratuitamente por todo el planeta para uso y beneficio de todo el mundo.
Para conseguirlo construyó una enorme torre de más de sesenta metros de altura llamada Wardenclyffe Tower, popularmente conocida como “la torre de Tesla”, con la que intentó demostrar que era posible enviar y recibir información y energía sin necesidad de utilizar cables. Sin embargo, la falta de presupuesto impidió que la estación de radio se terminara siquiera de construir. Nunca llegó a funcionar del todo y la torre fue derribada, aunque Tesla continuó trabajando en los edificios del complejo.
Situada a unos cien kilómetros de Manhattan, la torre debía su nombre a James S.
Warden, abogado y banquero que ofreció los terrenos para que Tesla pudiera desarrollar su idea. Dos ejemplos de inventos que contribuyeron al oscurecimiento de la figura de Teslafueron la máquina de generar terremotos —que trataron de reproducir sin éxito en  la serie Cazadores de mitos del canal Discovery Channel— y en mayor medida el popularmente conocido “rayo de la muerte de Tesla”. Sobre el papel, el rayo de la muerte consistiría en un pulso electromagnético muy potente, capaz de derribar una flota de diez mil aviones situada a cuatrocientos kilómetros de distancia. Tesla creía que si entregaba esta arma a cada país para que lo utilizase como arma defensiva terminarían las guerras que él tanto odiabaPero también hay reconocimientos más benévolos y acordes con las intenciones de la tecnología desarrollada por Tesla. Tesla Motors, fabricante de vehículos totalmente eléctricos, hace honor con su nombre al inventor del motor de inducción (Francia, 1882), que funciona con corriente alterna. Los motores de inducción son el tipo más utilizado en aplicaciones industriales, ya que presentan numerosas ventajas respecto a los motores de corriente continua. Son perfectos para utilizar en vehículos eléctricos por su robustez y fiabilidad, y porque permiten ajustar la velocidad de giro. Aunque la mayor parte de los inventos de Tesla están relacionados con la ingeniería eléctrica y el electromagnetismo, su trabajo abarcó múltiples disciplinas, entre otras la robótica, la balística, la mecánica, la ciencia computacional y la física nuclear y teóricaAún hoy algunas de sus ideas, como sus diseños para fabricar una turbina sin aspas y una bomba sin ningún tipo de parte móvil (modelada a partir de un diodo) continúan intrigando a los ingenieros contemporáneos. De hecho utilizó sus conocimientos y patentes de radio y de comunicaciones sin cables para construir un barco teledirigido con la idea de incorporar su desarrollo a los torpedos (aplicados hoy día a los misiles guiados) y otros ingenios relacionados con la robotica, que el describia como “hombres mecanicos disenados para ayudar a los hombres en las tareas mas tediosas”.
Nikola Tesla murió de un infarto en Nueva York el 7 de enero de 1943 en la habitación del hotel en la que vivía. Murió arruinado, solo y olvidado por la mayoría.

Margaret Cheney


http://saikumisterios.blogspot.com.ar


Diez consejos que recibimos antes de venir al Planeta.



Resultado de imagen para Diez consejos que recibimos antes de venir al Planeta.





1 – Recibirás un cuerpo, puede gustarte o no, pero aunque no te guste, será tuyo todo el tiempo que estés en la Tierra; aprende entonces a aceptarlo y a cuidarlo…, sean como sean sus condiciones o como sea tu particular opinión sobre él, porque es el instrumento que se te ha dado para que coseches determinado tipo de experiencias.

2 – Estando inscrito de manera permanente en la contradictoria vorágine de la vida, cada día tendrás la oportunidad de aprender valiosas lecciones. Puedes aprender a aceptar y a amar esas lecciones o bien puedes en cambio odiarlas, renegar de ellas, considerarlas injustas o irrelevantes, pero aun así…, aprenderás.

3 – No existe lo bueno o lo malo, lo justo o lo injusto, lo correcto o lo incorrecto, porque esos son tan solo conceptos humanos…, sólo existen las experiencias y derivadas de ellas…, lecciones. El crecimiento es un proceso eterno de continuo ensayo, de cometer errores y en el que tenemos que experimentar el dolor y la confusión en carne propia, muchas veces. Las experiencias vividas, los contratiempos y las dificultades..., son los motores que nos impulsan finalmente a superarnos y a trabajar en nosotros mismos…

4 – Las lecciones se repetirán en tu vida o en muchas vidas…, pero eso tan solo depende de ti y..., solo de ti, hasta que finalmente las aprendas. Se presentarán en múltiples formas, maneras y circunstancias, y cuando al fin las hayas asimilado…, entonces serás conducido a la siguiente.

Resultado de imagen para Diez consejos que recibimos antes de venir al Planeta.

5 – Las lecciones y su aprendizaje no tienen fin. No existe ninguna parte o aspecto de la vida que no contenga lecciones para ti. Si aún estás vivo, aún con más de cien años, eso significa que aún hay lecciones que deben ser aprendidas por ti y…, a la vez…, debes enseñar.

6 – Si consideras que actualmente no eres feliz..., lo más seguro es porque no estas conforme con tu vida y por ello es que anhelas estar en otro lugar, con mejores circunstancias que en las que actualmente estás, pero no encontrarás ninguna paz o bienestar hasta que comprendas y aceptes que donde estas…, es exactamente el único lugar que el Universo, al través de ti…., ha determinado para ti.

7 – Los otros seres son simplemente espejos de ti. Percátate de que aquello que tanto amas u odias en otra persona, es algo que antes amas u odias…, en ti mismo.

8 – Lo que haces de tu propia vida es tu problema. Tienes todas las herramientas y recursos que necesitas..., el Universo te las ha dado. Qué hacer con ellos no le corresponde a nadie, la elección es tuya.

9 – Las respuestas a las preguntas de la vida y del Universo mismo…, están en tu interior. Sólo tienes que mirar dentro de ti..., aprender a aquietarte para poder escuchar y..., confiar en esta Voz silenciosa.


10- Te olvidarás de todo esto cuando llegues aquí…, al Planeta… y sin embargo será fácil de recordar si algún día aprendes a conectarte contigo mismo..., al través de la Sabiduría Cósmica. 


LA MAGIA DE LAS LLAVES.





Tener cerca de la puerta de la entrada de la casa una o mas llaves, sobre todo si son antiguas y usadas, se dice que abre los caminos de la gente que vive en ese lugar.

Las llaves antiguas y en desuso son elementos muy valiosos como amuletos.

Las llaves que abrieron grandes portones o puertas de mansiones importantes colgadas cerca de la entrada, traen prosperidad y fortuna.



Las llaves de escritorios y cajones, atraen la suerte en trabajo y dinero



Dos llaves puestas en forma de cruz apartan enemigos



Tres llaves en un manojo, de distintos tamaños, colgadas detras de la puerta de la entrada principal de la casa, abren los caminos de las personas que viven en ese lugar




http://www.cosasdemeiga.com/

http://saikumisterios.blogspot.com.ar

La función energética de los perros.


Resultado de imagen para perros
Estos seres maravillosos que en verdad parecen ser el “mejor amigo del humano”, no sólo son animales que sirven para cuidar o acompañar, su existencia tiene un sentido más profundo (como cada cosa en cuanto existe).
Antes de decir su función, vamos a hablar de su origen y otros detalles. Se dice que los perros provienen de los lobos, en efecto comparten similaridades genéticas, pero la variación tan distinta entre los canes, nos lleva a pensar que hay algo más allá de una simple “domesticación”.
Algunos mencionan que los perros son seres que fueron enviados de las estrellas para ayudar al ser humano en su aprendizaje sobre el amor incondicional. Esto no es imposible, considerando el hecho de que un “simple” metal como el oro, según estudios recientes, fue traído por meteoritos a la Tierra hace millones de años. En efecto, el cuerpo del perro ha nacido en esta dimensión física, sin embargo, la energía que corre en él, no necesariamente es de aquí. Podríamos pensar que el perro es un ser menos evolucionado, sin embargo, esto es una ilusión de nuestro juicio. La evolución no es proporcional al intelecto, ni a la funcionalidad social; la evolución es un tema del alma y el espíritu. ¿Cuántos humanos aman como el perro lo hace con su prójimo?, eso, es evolución, aunque no haya una complejidad intelectual. Con esto no se quiere decir que el humano sea menos involucionado, pero, el perro es maestro del humano en lo que al amor incondicional respecta.
De acuerdo al sistema energético de los perros (chakras), el plexo solar y el corazón son la zona más amplia en ellos. Son seres receptores de energía. Ellos vienen a proteger energéticamente a su compañer@ human@. Por eso es tan común que súbitamente un perro se enferme, o que si su amigo humano esté en riesgo lo presienta, o que tras la muerte del humano, él se deje morir. Porque vienen con una misión y aunque creamos que uno es quien encuentra al perro, es al revés; estos llegan en los momentos indicados, se nos aparecen en la calle y buscan quedarse con nosotros (si es el caso), o simplemente a través de la sincronía llegan a nuestras vidas. El humano puede creer que “escoge” al perrito, pero él a través de su mirada nos “reconoce” y eso hace que cerebralmente se active la “zona de empatía” y decidamos “quedarnos” con él.
Los perros vienen a enseñar el amor incondicional, no juzgan, no critican, no se ofenden, no almacenan rencor, resentimiento, molestia o tonterías así. El perro perdona, ama, juega. Si lo abandonamos o maltratamos, comienza a aflorar más la parte genética de su estructura primitiva de “lobo”, se hacen agresivos, desconfiados, etc, pero el cariño y el cuidado (aunque lleve tiempo) los regresa nuevamente a su vibración natural de amor incondicional.
En el plano de la energía, como ya se dijo, son receptores. Ellos gozan de extra-sensorialidad, perciben no solamente si alguien quiere físicamente dañar a su compañero humano, sino energéticamente, así que reciben la energía primero para que no nos afecte a los humanos. Cuando el humano tiene patrones emocionales o hábitos malsanos, el perro comenzará a trabajar con esa energía, y no solamente con el miembro más apegado de la familia, sino con toda la familia. Por eso es importante darles mucha agua (para que transmuten la energía) o llevarlos a reiki (para liberarlos de cargas energéticas innecesarias).
El ser humano cuando duerme, entra en otras frecuencias, al igual el perro. Tenemos desdoblamientos o viajes, (astrales o etéricos). El perro más que nada es un guardián en el plano astral, y puede ser diferente a como es en este plano físico. Probablemente asumirá alguna forma que nuestra mente reconozca para que no temamos y nos sintamos seguros, o simplemente estará como “observador”, cuidando nuestro campo energético. Existen casos documentados en los que en casas cargadas muy negativamente, el perro no quiere entrar, y si entra, muchas veces muere porque recibe todo el impacto energético. (Este ejemplo lo podemos ver en la película “El conjuro”).
Su constante jadeo, recicla la energía alrededor, absorbe y depura (de hecho, es su manera de transpirar; no olvidemos que el sudor es una manera en como el cuerpo saca toxinas). Obviamente este ejemplo hace referencia al jadeo cuando no es por cansancio, sed o ansiedad.
El continuo movimiento de su cola, activa y potencia sus primeros chakras (base y sacro), aumentando el campo vibratorio de la persona. En estos chakras es donde reside la fuerza vital y la percepción extra sensorial (no confundir con “tercer ojo”). Un perro siempre va a elevar la frecuencia emocional del ser humano.
Los perros viven en promedio 8 veces menos que el humano, esto es porque como ya se dijo, vienen a una misión determinada. Nuestro cuerpo se regenera en ciclos de 7 a 10 años, muy similar al promedio de vida de un perro. Nos acompañan, nos ayudan a elevar la frecuencia emocional, a comprender el amor incondicional, a transmutar la información celular, a sanar, etc.
La razón energética del aullido del perro es porque su sensibilidad logra detectar vibraciones “negativas”, “densas” y entonces da aviso de ello (inclusive puede percibir sucesos en otras partes del mundo, o eventos que a penas van a ocurrir). Es común que muchas personas digan que antes de grandes sismos, por “coincidencia” sus perros aullaban constantemente y/o estaban intranquilos.
El perro goza de existencia multidimensional. No sólo el humano es multidimensional como lo mencionan algunos científicos estudiosos del campo de la energía, también el perro. Es por ello que sienten cuando algo le ha sucedido a su compañer@.
Por “estética” se les suele cortar la cola y las orejas, esto es equivalente a mutilarlos en el plano energético (aunque se recuperan), es totalmente innecesario hacerlo. En las orejas está el chakra coronario (encargado de la conexión cósmica), por eso son como sus “antenas”. Y en la cola, como ya dijimos, está la fuerza vital. De verdad, no hay que continuar con estas prácticas, no es necesario.
Adoptar un perrito es de las acciones más nobles que pueda haber, “comprarlo” es una manera de conectar con quienes están destinados a estar en nuestra vida, sin embargo, el vender seres tan maravillosos, colocarles un precio, los cosifica, se les compra y después se les menosprecia y abandona. Solo si vendieran en millones de dólares a los perros sería positivo, solo así se comprendería simbólicamente su verdadero valor. Esto no quiere decir que no haya criadores responsables, apasionados por los canes, que los amen y que su intención no sea lucrar, sin embargo, estamos hablando de un porcentaje muy bajo. Lo mejor es adoptar. Tal vez alguien podría pensar que si los perros recogen energía negativa, pudiera ser esta la causa del por qué en algunas zonas se acumulan tantos callejeritos, y en efecto, están en lo cierto, pero darle una vida mejor a estos perros, es un acto que por ser desde el amor, genera un campo de alta frecuencia en el lugar en el que se les recoge, y esa “semilla de amor” sigue ahí vibrando, como una serie de ondas generadas cuando cae una piedra en el agua.
Por último, hay que mencionar que cuando el perro se “va” de su cuerpo, sigue aquí, en una dimensión más sutil, pero siempre acompañará a su compañero humano. No solo son leales en vida, sino después de cumplir su misión en la Tierra. Esto se ha comprobado mucho en sesiones de reiki, mientras la persona está en la camilla, algunos terapeutas han llegado a verlos cuidando a su compañero humano.
-Nadim David
Fuente: La Nueva Era 

Ejercicio para recordar que viniste a hacer a este mundo

Ojalá viniéramos con un manual de instrucciones

¡Cuántas veces habrás escuchado o dicho tú mismo esta frase!

Bueno, pues en realidad sí venimos con un manual de instrucciones, lo que ocurre es que nos olvidamos de él con el paso del tiempo.

¿Qué hizo que olvidaras tu manual de instrucciones?

Te haré unas preguntas.

¿Te sientes bloqueado? ¿Por más que hagas y des no te sientes reconocido? ¿Cuándo al fin te decides y das un golpe en la mesa tu familia te aconseja que seas sensato? ¿O ignoran el golpe en la mesa y siguen como siempre, haciéndote sentir que aunque patalees nunca obtendrás lo que buscas? ¿Cuándo estás inspirado y lleno de energía, con muchas ganas de ponerte a visualizar o a crear, tu madre te retiene al teléfono horas o esa amiga algo egoísta se presenta en tu casa sin avisar?

Te hago estas preguntas porque es muy habitual que personas con una gran capacidad creativa, con mucha fuerza y talento sean energéticamente absorbidas por sus allegados. De manera muy, pero que muy sutil, dado que lo hacen de manera inconsciente, son capaces tanto de apreciar tus dones como de despreciarlos. El desprecio puede ser muy evidente, o estar escondido bajo capas y capas de lenguaje, gestos y acciones.

Te pondré un ejemplo: un chico que hizo terapia conmigo porque no lograba terminar ningún proyecto con éxito, le costaba mucho aceptar los halagos, en cuanto alguien le decía que había hecho bien algo, se ponía en guardia, empezaba a dudar de esa persona y dejaba de tener relación con ella. Después de unas conversaciones me contó que cuando era niño, un profesor elogió mucho un trabajo que hizo, al poco tiempo ese profesor intentó seducirle, él sintió una punzada enorme de vergüenza hacía sí mismo, creyó que su trabajo era malo y que el profesor sólo lo había elogiado para conseguirle a cambio, este suceso se quedó bloqueado en su inconsciente, y a partir de ese momento dudó tanto de su capacidad y talento, como de las intenciones de los demás.

¿Sabes cómo reaccionas ante la falta de amor? Intentando ser bueno. Porque tu inconsciente cree que haciendo caso a los demás o comportándote como ellos quieren conseguirás su aprobación y su amor. Y cuanto más servicial, implicado y generoso eres en causas ajenas, más te alejas de tu propio manual.

Te diré una cosa, cuando estás desbloqueado, eres amenazante porque eres feliz, y cuando uno se muestra feliz los demás se sienten intimidados porque con tu alegría de vida sacas a la luz la tristeza de las suyas. ¡En fin! No me enrollo mas. Así están las cosas en esta vida, hasta que poco a poco personas como tú, implicadas de corazón en su crecimiento interior aumenten y llenen este maravilloso planeta de amor y respeto hacia la diversidad.

Vamos al ejercicio.

Saca una libreta, cuaderno o papel y termina estas frases. Te llevarán a un lugar lejano, un lugar olvidado de tu memoria infantil. Hazlo, merece la pena el esfuerzo. Te reencontrarás contigo mismo.

1. De niñ@ yo quería un……..
2. De niño@ soñaba con ser…….
3. Cuando era pequeñ@ mi escondite favorito era……
4. Mi juguete favorito era……
5. Mi mejor amig@ se llamaba…..
6. Ahora mismo admiro a…….
7. Si pudiera volver atrás ahora mi profesión sería……
8. Mis hobbies son…..
9. De niñ@ mis padres pensaban que era……
10. En mi casa soñar despierto se consideraba……
11. Para mis padres los artistas eran……
12. Para mis padres los hippies, punks, heavies, etc, eran……
13. Las personas que se metían conmigo de pequeño@ ahora son/están…..
14. Busca tres personajes famosos que admires cuyas infancias fueron difíciles emocional o económicamente.
15. Busca tres personajes famosos que alcanzaron sus sueños a una edad muy avanzada.

Estarás cansado después de contestar a todas estas preguntas, así que te voy a dejar interiorizar todo lo que acabas de rememorar y descubrir, sólo quiero recordarte que para expresar lo que llevas dentro, primero has de tener un “tú” que expresar. Un “tú” álmico, verdadero, honesto, sin capas de culpabilidad, de vergüenza, de demasiada amabilidad y disposición a los demás.

Y ya puestos, te recuerdo que la morfología de tu alma es como la de un copo de nieve. No hay dos copos iguales, de la misma manera que no hay dos almas iguales. Es preciso, por lo tanto, que sigas siempre tu parecer, y cuánto más tiempo te encuentres en “tierra desconocida” señal inequívoca de que mejor estarás siguiendo el camino que viniste a recorrer.

Ruth Carrillo
www.reconciliacioncuantica.com


LA TIERRA UN PLANETA PARA APRENDER


Muchas personas que viven en la Tierra, creen equivocadamente que este planeta es un lugar de perfección. Se quejan cuando las cosas son difíciles o no salen bien, a veces enojándose y maldiciendo a la Creación, incluso amenazando con el suicidio. Pero la Tierra no es un lugar de perfección; es un planeta para realizar un aprendizaje acelerado y profundo. Es mas, sus lecciones, y las condiciones bajo las cuales las personas deben afrontarlas, se encuentran dentro de las de mayor nivel de exigencia en el esquema  evolutivo. Aceptar este hecho, junto con la comprensión de su propósito divino, puede hacer que la vida sea mucho más fácil, y ayudar en la consecución del mayor beneficio evolutivo que se obtiene a partir de las lecciones terrestres.
La evolución, en la primera mitad de su ciclo, es un movimiento que se aleja de la Unidad del Creador. Cuanto más nos alejamos de la Unidad, del Centro Creador, más denso es el nivel en el cual debemos de vivir y actuar. Esto tiene el efecto múltiple de debilitar nuestra conexión con la Sabiduría Superior, y, al mismo tiempo, aumentar la sensación del yo y su concentración sobre la riqueza, el poder e influencias mundanas. En una atmósfera más densa, las acciones se hacen más lentas y más pesadas, y el cuerpo crea su propia demanda de una vida fácil, o, en un estado de mayor frustración, la demanda de gratificación corporal por medio de distintos tipos de excesos originados en el mundo de las sensaciones. Es bien sabido en los niveles superiores, que el Planeta Tierra representa uno de los puntos más distantes del Centro Espiritual, con lecciones a veces extremadamente difíciles y con uno de los niveles de mayor dificultad en relación con las densidades.
La extrema densidad de rodea esta fase de nuestra evolución sobre el Planeta Tierra también ha creado en el tiempo un ‘Velo del Olvido’ que nos rodea y nos separa de los mundos espirituales más altos, restringiendo nuestro actual campo de visión y de conciencia, como una niebla muy densa. Somos incapaces de contactar o percibir la vida de niveles espirituales más altos y, con el tiempo, incluso, perdemos la habilidad de comunicarnos telepáticamente con otras formas de vida – animales y pájaros – que comparten nuestro planeta a nivel físico. Este ‘Velo’ entre nosotros y los mundos espirituales también nos oculta el conocimiento de nuestras encarnaciones anteriores y de nuestro futuro potencial, nuestras vidas antes del nacimiento y nuestro futuro más allá de la muerte. No solo no podemos recordar las vidas pasadas o revisar nuestro sendero futuro, sino que no podemos hacer contacto con aquellos que han ‘pasado al otro lado’ recientemente, o con cualquiera de los billones de Seres espirituales que viven en niveles más altos de vibración.
El ‘Velo’ fue establecido hace mucho tiempo alrededor de nuestro mundo particular como una protección vital para aprender las difíciles y dolorosas lecciones de este denso plano físico. De hecho, nosotros mismos pedimos nuestra propia “paz mental” cuando estábamos en niveles más altos, por medio de nuestra conciencia colectiva humana, como nos explica Tendor, un Espíritu Guía de las altas esferas de la Tierra:
Si los espíritus encarnados sobre la Tierra pudieran llevar con ellos un mínimo recuerdo de los gozos y de las bellezas de la Esfera Espiritual, sería imposible  para ellos seguir conservando un cuerpo físico. Para beber profundamente de la copa de la experiencia es necesario contactar la vida en su forma de manifestación más baja. Para poder hacer esto debéis disminuir vuestras vibraciones a un rango muy bajo y adecuaros a las engorrosas leyes que gobiernan esta forma de materia. Para alguien que recordara lo que la vida es realmente, el dolor de regresar sería tan intolerable que ningún espíritu podría conservar un cuerpo terrenal. Es una disposición misericordiosa de Dios que tales memorias estén veladas temporalmente.
[Full Cycle por Ripley Webb – Marcus Books, Queensville, Ontario, Canadá]
El ‘Velo’ y la sensación de separación, aun cuando es esencial para la “experiencia sobre la Tierra” es, de hecho, una ilusión nacida en la Tierra, no una realidad espiritual. Estaremos por siempre enlazados espiritualmente con el Creador, con nuestro pasado y con nuestro futuro y con aquellos de ‘arriba’ que están siempre listos para ayudarnos y guiarnos. Es importante recordar, especialmente durante nuestros períodos más difíciles de encarnación sobre la Tierra, que nunca hemos estado ni podremos estar separados de nuestro Creador, o del resto de la Creación, por ‘arriba’ o por ‘debajo’ de nosotros.
Sin embargo, este “olvido” de la realidad es una parte necesaria en nuestra evolución y en nuestra experiencia de aprendizaje. Nuestro mundo de individualidad, separación y esfuerzos puede bien ser una “ilusión” como nos dice el budismo y muchas otras filosofías ocultas; pero es una ilusión que nos debe parecer real si tenemos que aprender de ella.
Conforme vemos cómo se desarrolla una película en la televisión podemos permanecer distantes de lo que ocurre recordándonos a nosotros mismos que “es solo una historia”, pero manteniendo esta distancia no recibimos ningún beneficio de ella. Es posible aprender cuando leemos historias o cuando observamos las vidas de otros, pero solamente podemos hacerlo si estamos totalmente involucrados emocionalmente en la historia, con sus personajes y su problemática, con sus esperanzas y sus errores. De la misma manera, en la “vida real” es el acto colectivo de cambiar la ilusión por realidad la que hace posible el aprendizaje a nivel físico y emocional.
Esta aparente “contradicción” entre ilusión y realidad se compara paralelamente con otra contradicción que a veces se discute aquí en la Tierra: la naturaleza del Bien y del Mal.
Considerando que todo es aprendizaje, todo sería evolución, el mal por tanto no existe, pues es precisamente por la experiencia que nos brindan las diferentes alternativas, que aprendemos a escoger la Sabiduría Superior por propia voluntad, comprensión y motivación. En este sentido no pueden existir el bien o el mal, únicamente existe evolución y aprendizaje, y la experiencia y la sabiduría que emanan de ello.
Pero para nosotros, aquí en la Tierra, el “Mal” es el camino del yo, del ego, de la separación del resto de la Creación – una separación que nos lleva a la explotación y los conflictos en nuestras relaciones con los otros, al abuso en el planeta y del reino animal, los cuales consideramos que existen únicamente para nuestra propia explotación y gratificación.
Por el contrario, el camino del “Bien” se encuentra al situar el yo ni por encima ni por debajo de los demás sino entre ellos, respetándolos como queremos que ellos nos respeten. Y esto se aplica igualmente a toda forma de vida. La vida de un gusano puede ser de poca importancia para ti, al igual que tu vida puede ser incomprensible para el gusano; pero la vida del gusano es importante para el gusano lo mismo que la tuya es para ti. Desde esta base de igualdad podemos desarrollar entonces el concepto de respeto hacia los otros y del servicio por los demás, graduándonos finalmente en la total irradiación del amor incondicional, que es la ‘marca’ de los Seres Superiores.
El “Bien” y el “Mal” son muy reales para nosotros aquí en la Tierra y debe permanecer así. Por tanto, necesitamos realizar un difícil “acto de equilibrio”.
Por un lado, debemos esforzarnos por comprender y permanecer constantemente alertas de los objetivos finales hacia los cuales debemos dirigir nuestra intención, es decir, las Leyes Universales de la Conducta Correcta y la Sabiduría Superior. Mientras hacemos esto, intentamos evitar y rechazamos lo opuesto al egocentrismo y la agresión motivada por el ego.
Por otra parte, a medida que inevitablemente “caemos” en pensamientos y acciones equivocadas podemos por lo menos aprender de ellas si somos totalmente conscientes de sus efectos sobre nosotros mismos y sobre otras formas de vida que están a nuestro alrededor, y si finalmente rechazamos estas acciones con total entendimiento. De esta forma, nos enriquecemos por medio de la experiencia del “mal” y sus efectos.
Durante todo el viaje evolutivo nos enfrentamos a las elecciones. Ciertamente, sin el libre albedrío/libre elección, los conceptos mismos de evolución no podrían hacerse reales. No podemos convertirnos en individuos que siguen el sendero de la Sabiduría Superior a través de una elección personal consciente hasta no haber experimentado las alternativas y sus efectos. El libre albedrío permite al individuo escoger entre el camino de la Sabiduría Superior y el camino del Yo,  y habiendo hecho esto experimentar en su totalidad las consecuencias de cada decisión.
Muchos de los grandes Maestros, Profesores y tradiciones ocultas confirman que en este Planeta Tierra el libre albedrío es puesto a prueba bajo las condiciones más difíciles:
Cuando miras a la Tierra y en particular a las acciones de la Humanidad que vive en su superficie estás siendo testigo únicamente del desorden. ¿Por qué es así? Porque a la Humanidad se le ha dado el regalo divino del libre albedrío y de esta manera puede crear la naturaleza de su propio mundo. Obviamente, esto debe integrarse dentro del ciclo evolutivo y del destino del Dios o el Señor de este Sistema Solar; pero, dentro de estas restricciones, la Humanidad puede escoger la naturaleza de su propio camino evolutivo.
[RAMALA – canalizado por el Centro Ramala, Glastonbury – The C.W. Daniel Co. Ltd., Saffron Walden, Essex]
A través de la elección libre creamos el bien y el mal y, habiendo hecho esto, también debemos experimentar los resultados de nuestra creación. Este es un proceso continuo y existe en todo el espectro de la vida. Tomamos decisiones y creamos resultados en cada momento y en cada vida, como individuos y como comunidades colectivas, naciones, razas y grupos religiosos. No podemos escapar ni de la elección ni de los resultados de ésta. Podemos únicamente observar, experimentar, asimilar y aprender de nuestras decisiones y de los efectos que éstas tengan en nosotros o en otros seres vivos y sobre nuestro hogar planetario, y luego, habiendo aprendido y adquirido sabiduría, corregir nuestra conducta en consecuencia.
Conforme experimentamos las pruebas y las tribulaciones de la Tierra, con frecuencia nos preguntamos porqué estamos sufriendo tales desgracias. En realidad somos nosotros quienes hemos escogido nuestra encarnación sobre la Tierra y sus circunstancias específicas. Todas las difíciles confrontaciones en nuestras vidas han sido pre-planeadas por nosotros con la ayuda de nuestros Guías en los Planos Superiores, con nuestra total aprobación, para poder confrontar, vencer y aprender de ellas aquí en la Tierra. Todas las experiencias inesperadas, difíciles y dolorosas con las que nos topamos en nuestras vidas terrenales no provienen de ninguna forma de “retribución celestial” sino que son pre-acordadas por nuestros yoes espirituales como lecciones vitales, con la finalidad de superarlas y aprender de ellas mientras existe la oportunidad en el plano físico. Aquí en la Tierra es mucho más fácil hacer rápidos progresos en el aprendizaje evolutivo que sobre las ‘sencillas’ Esferas Superiores. Rechazar, oponernos o fallar en abrazar totalmente estas lecciones que hemos venido a aprender únicamente retardará el proceso y causará un dolor innecesario. Al reconocer y contemplar nuestros errores y asimilar las lecciones que deben aprenderse de ellos podemos entonces fluir con el proceso de aprendizaje y sacar el mayor beneficio de lo que es visto universalmente en otros niveles como un singular ambiente de aprendizaje.
La Tierra es un planeta de aprendizaje, no un planeta de perfección. Pero sus imperfecciones son creación nuestra y por lo tanto, está en nuestro poder corregirlas individual y colectivamente.


Fuente: http://www.portaldimensional.com